Amigos que me siguen..

sábado, 14 de mayo de 2011

PATATAS RELLENAS DE CARNE

El día que hago éstas patatas rellenas, mis hijas saltan de contentas porque les encantan. A veces les gusta ayudarme (es una receta ideal para que colaboren los niños ya sea triturando la patata o intentando hacerlas rellenas) al final me suele sobrar un resto de patata y ellas hacen croquetitas para la cena. Las suelo rellenar de carne, pero otras veces hago unas pocas de carne, otras pocas de atún con tomate y otras de masa de chorizo, que tambien estan deliciosas.
    Ingredientes:  1 kg de patatas, agua para cocer las patatas,  250 gr de carne picada(yo uso ternera y cerdo, pero usaremos las que más guste en casa), 1 cebolla, sal, aceite de oliva, 2 huevos, pan rallado y tomate frito para acompañar( os vuelvo a aconsejar el brick de tomate frito de gallina blanca porque está buenísimo sabe igual que el casero).
         Elaboración: Cocer las patatas peladas y cortadas a cuadros con agua y sal unos 20 minutos o hasta que las patatas estén tiernas, después las dejamos enfriar y las pasamos por el pasapurés(cuando tengo mucha prisa utilizo el puré de patatas instantáneo de maggi, lo hago con menos líquido y más polvo para poder modelarlo mejor). Aparte freímos en una sarten con aceite la carne picada, con la cebolla picada muy fina y un poco de sal. Cuando esté hecha, le añadiremos un poco de tomate frito y dejamos enfriar.



    Formaremos una especie de tortita con la patata, pondremos encima un montoncito de carne picada de la fritada anterior y cubriremos con otra capita de patata, después moldeamos con cuidado hasta formar una bola. Procederemos igual hasta acabar los ingredientes, aunque si sobra carne podremos usarla para pasta o para rellenar una berenjena, calabacin etc..y la patata tambien podremos "reciclarla"...¡imaginación al poder!

                              
                                  
                                      
   Rebozaremos nuestras patatas rellenas en huevo batido y después pan rallado y las freiremos en aceite abundante y bien caliente, ya que todo está cocinado y solo queremos dorar el exterior.

                          
                        
 Pasarlas a una fuente con papel de cocina para absober el aceite sobrante. Servirlas calientes y con un poco tomate frito por encima, veréis como os encantan. 



No hay comentarios:

Publicar un comentario en la entrada